En crisis transportadores escolares de Medellín: sin apoyo estatal y sin alumnos

Con la continuación de las clases virtuales y la poca presencialidad que tendrá este año el calendario académico de los colegios oficiales y privados de Medellín, las empresas dedicadas al transporte escolar dicen no aguantar más y lanzaron un S.O.S al gobierno local y nacional.

María Elena Quintero Palacio, es directora administrativa de la empresa Colsetrans S.A.S que tiene entre su portafolio de servicios el transporte escolar y es clara en que “hay mucha incertidumbre, estábamos esperando que este año el horizonte fuera diferente pero será igual y tampoco hemos recibido alivios tributarios, las obligaciones como el Soat, las pólizas de responsabilidad civil, los Gps y demás impuestos los seguimos pagando cumplidamente”. 

Quintero asegura que los ingresos disminuyeron en un 40% y que será difícil la logística porque los pocos niños que transportarán van solo dos veces a la semana y la ruta será diferente cada día “hemos sostenido los 108 empleados que tenemos pero sí tuvimos que despedir a las 10 auxiliares de ruta” aseguró la directiva de Colsetrans.

Por ejemplo, antes Colsetrans transportaba a 280 alumnas del Colegio Bethlemitas de Bello y también realizaba salidas pedagógicas con diferentes instituciones educativas, hoy no operan ninguna de estas rutas sin contar que “a los padres de familia que pagaron todo el año 2020 el transporte escolar se les devolvió la totalidad del dinero”.

Otro caso similar ocurre con Julián Martínez Betancourt, conductor de varios vehículos de transporte especial “hemos tenido 100% en pérdidas porque no podemos transportar ni turistas ni estudiantes y cuando se podía transportar turistas era a una cantidad del 50% y así no era rentable, mientras que el transporte estatal si va al 100%”.

Según Martínez, antes de la pandemia, al mes, un carro podía generar hasta cuatro millones de pesos en ganancias, cifra que se convirtió en cero en el año 2020, dado que los vehículos estuvieron guardados; frente a las ayudas del Gobierno, asegura que “solo se recibió un auxilio de 300 mil pesos durante toda la pandemia”.

Adicionalmente, según los transportadores, muchos padres de familia han decidido definitivamente no enviar a sus hijos a los colegios bien sea por costosos o por temor a un aumento en los contagios, hecho que también ha disminuido drásticamente la reactivación de este sector que ya había invertido altas sumas de dinero en protocolos de bioseguridad.

Si bien este es un sector más, de los muchos afectados por la actual pandemia por el COVID-19, las empresas piden alivios tributarios o congelación de obligaciones mientras se reactiva completamente el transporte para estudiantes y turistas que tanto dinamiza la economía de la ciudad. 

1 COMENTARIO

  1. Y también hay que tener en cuenta que muchas empresas exigen a los conductores afiliación al sistema de seguridad social como independientes. lo cual los exime de toda responsabilidad para con ellos y los deja sin apoyo del estado en cuanto a subsidios se refiere.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.